Blog de Movilidad

Ocupación y oportunidad ante la contingencia.

Efectos del COVID-19 en nuestra economía.

La situación actual que enfrentamos con respecto al COVID-19 (coronavirus) ha tenido y seguirá teniendo impacto en nuestra vida cotidiana, tanto en México como el resto del mundo. 

En México los impactos financieros han sido una combinación de la caída en los precios en el petróleo y la contundente amenaza del COVID-19. 

Los primeros eectos han sido realmente imporantes en nuestra economía, comenzando con una depreciación superior al 24% en nuestra moneda que ha alcanzado tipos de cambios históricos que han llegado a los 25 pesos por dólar, el desplome de un 20% en la Bolsa de Valores y el ajusta de 2% a -4.5% en el producto interno bruto (PIB).

Las medidas de prevención ante el COVID-19 desafortunadamente tienen un efecto colateral en la economía ya que el consumo primario (transporte o alimentos) no ocurre cuando los estudiantes no atienden a las aulas o cuando los empleados no atienden a sus lugares de trabajo, seguido por la baja obligada en el sector turístico y el bajo interes en la comercialización de bienes y/o servicios de larga duración. 

Algunas manufactura como AUDI (Puebla) y Ford (Cuautitlán) cerrarán temporalmente sus plantas productivas. 

Tomando en cuenta que todos los sectores económicos han sido golpeados por la contingencia actual, debemos esperar que los efectos económicos tengan una repercusión generalizada en los meses siguientes, sin embargo, desde mi punto de vista hay dos formas de reaccionar ante la situación actual, la primera es obvia: pánico y preocupación, la otra es ocupación y oportunidad. 

ALD México ha optado por la ocupación y la oportunidad implementando acciones enfocadas a los siguientes: 

  1. Asegurar el bienestar y la salud de sus colaboradores y de sus familias 
  2. Admnistrar nuestras actividades operativas en circunstancias difíciles y de incertidumbre 
  3. Apoyar a nuestros clientes durante este período difícil con nuestros servicios de alta calidad 

México y sus habitantes hemos demostrado gran fortaleza ante la adversidad; basta con recordar la crisis por influenza de 2009-2010; por lo anterior, atendiendo correcta y oportunamente las recomendaciones de higiene superaremos la contingencia actual y definiremos el camino para una pronta recuperación económica.

 

 

 

 

 

 

 

Victor Hugo González 

Dirección de Finanzas, LinkedIn